Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o agua

Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o agua Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o agua Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o agua

«NO GUARDES MÁS LAS FACTURAS DE GAS, ELECTRICIDAD ,AGUA Y TELEFONÍA FIJA»

La Ley obliga a las Empresas a que figure una leyenda «no existen deudas pendientes”, y sino la tiene peor para ellos.

Basta de juntar y juntar papeles!! tira todo. Y si te quieren reclamar deudas pasadas,, recitales este articulo.

Ley 24.240 de DEFENSA DEL CONSUMIDOR
ARTICULO 30 bis.

– Las constancias que las empresas prestatarias de servicios públicos, entreguen a sus usuarios para el cobro de los servicios prestados, deberán expresar si existen períodos u otras deudas pendientes, en su caso fechas, concepto e intereses si correspondiera, todo ello escrito en forma clara y con caracteres destacados. En caso que no existan deudas pendientes se expresará: “no existen deudas pendientes”.

La falta de esta manifestación hace presumir que el usuario se encuentra al día con sus pagos y que no mantiene deudas con la prestataria.

________________________

Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o agua

________________________

“NO GUARDES RECIBOS POR MÁS DE DOS AÑOS»

  • EL NUEVO CÓDIGO CIVIL Y ORDENA PRESCRIPCIÓN  (NO TE LAS PUEDEN COBRAR) DE LAS DEUDAS MENSUALES O ANUALES EN EL TERMINO DE 2 AÑOS (excepto requerimiento por carta documento o judicial). SE APLICA A LAS FACTURAS DE PAGOS MENSUALES O ANUALES (CONTRATOS, ABONOS, CUOTAS)
  • Ejemplos de Servicios de Consumo:
  • Facturas de servicios públicos domiciliarios: Agua, Electricidad, Gas, Telefonía Fija.
  • Abonos mensuales: Televisión por Cable o Satelital, Telefonía Celular, Internet,
  • Cuotas mensuales: Clubes, Emergencia Médica, Alarmas, Colegios y Universidades Privadas, Medicina Privada.
  • Servicios Bancarios: Resúmenes de Tarjetas de Crédito, Comisiones, gastos de mantenimiento de cuenta, etc. )
  • _________________________________
  • Legislación Aplicable:
  • Nuevo Código Civil Argentino:

ARTICULO 2562.- Plazo de prescripción de dos años. Prescriben a los dos años:

c) el reclamo de todo lo que se devenga por años o plazos periódicos más cortos, excepto que se trate del reintegro de un capital en cuotas;

ARTICULO 2537.- Modificación de los plazos por ley posterior. Los plazos de prescripción en curso al momento de entrada en vigencia d

e una nueva ley se rigen por la ley anterior.

Sin embargo, si por esa ley se requiere mayor tiempo que el que fijan las nuevas, quedan cumplidos una vez que transcurra el tiempo designado por las nuevas leyes, contado desde el día de su vigencia, excepto que el plazo fijado por la ley antigua finalice antes que el nuevo plazo contado a partir de la vigencia de la nueva ley, en cuyo caso se mantiene el de la ley anterior.

Ley de Defensa del Consumidor 24.240

ARTICULO 50. — Prescripción. Las acciones judiciales, las administrativas y las sanciones emergentes de la presente ley prescribirán en el término de TRES (3) años.

Cuando por otras leyes generales o especiales se fijen plazos de prescripción distintos del establecido precedentemente se estará al más favorable al consumidor o usuario.

La prescripción se interrumpirá por la comisión de nuevas infracciones o por el inicio de las actuaciones administrativas o judiciales.

Cuándo prescriben las deudas

¿Prescriben las deudas? ¿Cuándo lo hacen? Quien espera cobrar una deuda debe saber que es conveniente reclamarla cuanto antes, ya que obtener un reconocimiento de su derecho al cobro le permitirá ejercer acciones contra el deudor.

¿Y qué pasa en caso contrario? Las consecuencias de impago de una deuda, aunque sea pequeña o injusta, no son algo baladí. Además, debes saber que si la reconoces, la deuda no prescribirá.

Este artículo aborda información interesante tanto para acreedores como para deudores acerca de la prescripción de las deudas.

Las deudas no se pueden reclamar eternamente y tienen un plazo de prescripción, aunque no existe uno general o común que se pueda aplicar a todos los impagos.

Mientras este periodo no haya pasado, el acreedor puede reclamar que se le abone una deuda, incluso acudiendo a los tribunales de justicia.

 Sin embargo, una vez cumplido el tiempo de prescripción, no se puede reclamar un pago de deudas pendientes por ninguna vía.

Conviene tener en cuenta, además, que la prescripción de una deuda no es algo automático. Así, el deudor tiene que alegar la prescripción y demostrar que han transcurrido los plazos.

No todas las deudas prescriben:

  • Si la deuda está reconocida por una resolución judicial, no habrá tiempo de prescripción. Es decir: se puede exigir sin plazo, hasta que se extinga la deuda.
  • Además,  hay dos requisitos indispensables para que una deuda prescriba:
  1. ✓ El acreedor no debe haber ejercido ninguna acción para cobrarla judicial ni extrajudicialmente, como una notificación mediante carta o requerimiento notarial. Y es que las deudas, en numerosas ocasiones, prescriben por negligencia o abandono por parte del acreedor.
  2. ✓ El deudor no tiene que haber aceptado, ni de forma expresa ni de manera tácita, que tiene una deuda pendiente de abono.

Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o aguaImagen: Gerardo Katssenian

Cuándo prescribe cada deuda

En el año 2015 se reformó la Ley de Enjuiciamiento Civil, donde aparece que las deudas derivadas de un contrato personal que no tengan señalados términos especiales prescriben a los cinco años.

Pero hay casos para los que la ley sí que establece un tiempo concreto de prescripción, ¿cuáles son estas deudas y sus plazos?

≫ Suministros domésticos

Las deudas por los impagos del agua, la luz, el gas o el teléfono, entre otros suministros, prescriben a los cinco años. No obstante, se aplica en ocasiones el periodo de tres años (determinado en el artículo 1.967.3, que fija los plazos para abonar a los comerciantes el precio de los géneros vendidos).

≫ Deudas de alquiler

Las deudas derivadas del impago del arriendo de un piso tienen una prescripción de cinco años.

≫ Deudas de pensión alimenticia

Estos impagos también se quedarán sin cobrar tras cinco años sin que haya reclamación fehaciente del acreedor o sin que el deudor la asuma.

≫ Deudas comerciales con otras empresas

Prescriben a los cinco años.

≫ Deudas con abogados, registradores o notarios

A los tres años prescriben las deudas con estos profesionales.

≫ Deudas con farmacéuticos o profesores

Su plazo de prescripción es también de tres años.

You might be interested:  Pagar la pension de alimentos en las vacaciones de verano

Deudas tributarias

La Administración tiene un tiempo de cuatro años para determinar la deuda con Hacienda, mediante la oportuna liquidación. Debes tener cuidado pues las consecuencias por acumular deudas con Hacienda pueden ser de gran calado.

El mismo plazo es el correspondiente a las deudas con la Seguridad Social.

  • ¿Se heredan las deudas con la Seguridad Social?

≫ Deudas con las tarjetas de crédito

Si son posteriores al 7 octubre de 2015, prescriben a los cinco años. En caso contrario, tienen un periodo de prescripción de 15 años.

En el contrato de una tarjeta, el emisor se obliga a unas prestaciones a cambio del abono de una cuota anual y a pagar las cantidades dispuestas en la forma convenida.

El banco tiene la obligación de hacer frente a las facturaciones que se presenten.

Entre la entidad y el titular de la tarjeta se establece un contrato de apertura de crédito de naturaleza personal, sometido al plazo general de 15 años. Por ello, el banco dispone de ese tiempo para reclamar al titular de la tarjeta tanto las cuotas impagadas como los intereses de demora.

≫ Deudas hipotecarias

Una deuda hipotecaria se cancela a los 20 años, comenzando a contar desde el vencimiento que tiene fijado el préstamo. No obstante, es habitual que antes de llegar a la fecha límite, se embargue la vivienda si no se paga.

Cómo interrumpir el plazo de prescripción

Los plazos de prescripción de una acción judicial pueden ser interrumpidos y conseguir que no corran, como establece el artículo 1.973 del Código Civil: «La prescripción de las acciones se interrumpe por su ejercicio ante los Tribunales, por reclamación extrajudicial del acreedor y por cualquier acto de reconocimiento de la deuda por el deudor».

Así, según esta ley, la reclamación extrajudicial es un modo de interrumpirlo.

Prescripcion del pago de los recibos de electricidad o aguaImagen: Images Money

Reunificación de deudas, ¿cuándo interesa?

Si se te acumulan las deudas, quizás pienses en agruparlas. Pero reunificar las deudas puede que no siempre resulte sencillo ni ventajoso. ¿Cuándo conviene?

✅ Para ampliar los plazos

Puedes reunificar todas sus deudas bajo un mismo producto para ajustarte a tus ingresos. Te conviene si necesitas una cuota mensual menos exigente, pero debes saber que, al final, no tendrán más remedio que pagar más dinero ya que se alarga el tiempo de financiación.

✅ Negociar las condiciones con el banco

Si tienes problemas coyunturales para pagar y todas las deudas con la misma entidad, puedes renegociar las condiciones de las líneas de crédito contratadas.

✅ Créditos parecidos

Puedes limitar la agrupación a los préstamos menores, o de baja cuantía. La estrategia se basaría en agrupar las líneas de créditos generadas bajo modelos muy parecidos: adelanto de nómina, pequeños préstamos o financiación para el consumo.

Si pago una deuda prescrita, ¿puedo reclamar la devolución?

Si un deudor paga al acreedor una deuda que estaba prescrita, no puede reclamarle después la devolución del importe abonado. Y esto no se debe a que fuera su obligación pagar su deuda, sino al modo de funcionar de la prescripción.

Como la prescripción no se produce de forma automática, sino que el deudor debe hacerla valer, si este no se opone a la reclamación del acreedor, y no manifiesta que la deuda está prescrita, el derecho de crédito del acreedor sigue legalmente vigente.

Prescripción de los recibos de luz y agua

En esta ocasión desde nuestro bufete abogados Madrid queremos dedicar nuestro espacio en el blog a la prescripción de las deudas con las compañías de luz y agua.

La prescripción es la extinción de una deuda por el mero paso del tiempo. Es decir, que pasado el tiempo fijado legalmente el acreedor ya no podrá reclamar el pago al deudor, quedando este último exento de sus obligaciones.

La luz y el agua son suministros básicos en las viviendas, pero su precio ha subido en los últimos años y las economías domésticas más afectadas por la crisis se han visto en dificultades para poder pagarlos.

Ahora bien, si tienes una deuda con la compañía de la luz o el agua te puede surgir la duda sobre en que momento prescribe.

La mayor parte de la doctrina está a favor de aplicar un plazo de prescripción de 3 años, amparándose en lo dispuesto en el artículo 1967.4ª del Código Civil.

Esta doctrina ha sido ampliamente reconocida por Audiencias Provinciales como la de Madrid, Baleares o Granada en varias sentencias.

Es más, en los acuerdos adoptados por la sección de lo Civil de la Audiencia Provincial de Madrid para unificar criterios se estableció en 2016 un plazo de tres años para la prescripción de los recibos de agua y electricidad.

Sin embargo, existe una corriente minoritaria que entiende que el plazo de prescripción en estos casos no es de 3 sino de 5 años. Quienes defienden esta postura encuentran amparo en el artículo 1966.3ª del Código Civil y algunas Audiencias Provinciales como la de Soria han recogido esta doctrina.

Se trata por tanto de una cuestión que la ley no aclara del todo y que da lugar a dudas, de ahí que los tribunales no tengan una postura unificada en cuanto a ella.

Si requiere asesoramiento sobre alguna de las materia en las que somos especialistas en nuestro bufete abogados Madrid, no dude en contactarnos.

¿Cuándo prescribe la factura de la luz o del agua?

¿Alguna vez te has preguntado cuándo prescriben los recibos de los suministros eléctricos o del agua? Pues bien, lo cierto es que la respuesta aún todavía a día de hoy no está del todo clara.

El motivo es que hay dos artículos del Código Civil que regulan esta cuestión, pero estos exponen una teoría diferente donde varía el plazo.

 Para poder comprenderlo mejor, en este artículo comenzaremos por explicar algunas cuestiones básicas como sobre la prescripción y más adelante veremos ambas normativas.

¿Qué tiene que suceder para que una factura prescriba?

Lo primero que debes saber es que para que una factura prescriba se tienen que dar dos condiciones:

  • Que la comercializadora no reclame la deuda al deudor, ni judicialmente ni mediante cartas.
  • Que el destinatario de esa factura no haya reconocido, ni activa ni pasivamente, que tiene esa deuda.

Si no se dan ninguno de los requisitos anteriores, los plazos legales se interrumpen y la prescripción se pausa.

También debes tener en cuenta que si la factura prescribe el acreedor no tiene derecho a reclamar el cobro del impago pero el deudor continúa teniendo un problema.

Y es que, si la factura prescribe dentro del plazo legal, el deudor se libraría de abonarla pero normalmente, la consecuencia de no pagarla sería el corte del suministro y la rescisión del contrato.

Para evitar que esto ocurra podría solicitar el abono de modo fehaciente y hacer una reclamación “por falta de justa causa para el pago” si ha prescrito.

NORMATIVA

Las leyes que regulan lo que sucede cuándo prescriben este tipo de recibos son el artículo 1967. 4ª y el 1966.3ª del Código Civil. Estos dicen así:

  • Artículo 1967.4ª del Código Civil:

Por el transcurso de 3 años prescriben las acciones para el cumplimiento de las obligaciones siguientes: […] La de abonar […] a los mercaderes el precio de los géneros vendidos a otros que no lo sean, o que siéndolo se dediquen a distinto tráfico.”

  • Artículo 1966.3ª del Código Civil:
You might be interested:  Calculo la cuantia la indemnizaciones laborales

“Por el transcurso de 5 años prescriben las acciones para exigir el cumplimiento de las obligaciones siguientes: […] Cualesquiera otros pagos que deben hacerse por años o en plazos más breves.

Entonces, ¿cuándo prescriben los recibos de suministros eléctricos o del agua?

La respuesta depende de la interpretación del juez, pudiéndose considerar el plazo de tres o cinco años depende de la normativa que haya aplicado el tribunal.

No obstante, lo que sí que es cierto es que actualmente la tendencia en la mayoría de sentencias judiciales es que sea de tres años pero hay que tener en cuenta que algunos jueces también han establecido que sea de 5 años.

Plazos de prescripción según tipología de la deuda | Pere Brachfield

El plazo de prescripción para satisfacer el pago de los alquileres y arrendamientos de fincas rústicas o urbanas (El artículo 1966 del CC utiliza una expresión decimonónica: “satisfacer el precio de los arriendos”).

La doctrina entiende que en esta regla también se aplica al caso de arrendamientos de bienes muebles, aparcería y al denominado por el Código Civil contrato de arrendamiento de obra (negocio contractual recogido en el artículo 1588 y siguientes del CC) si la retribución de la obra se realiza mediante pagos periódicos por años o plazos más breves.

El artículo 1966 fija una norma genérica que amplía la prescripción quinquenal a: “cualesquiera otros pagos que deban hacerse por años o en plazos más breves”. Esta regla incluye la prescripción de la acción para reclamar el pago de intereses, ya sean convencionales o legales.

La jurisprudencia y la doctrina han determinado que la prescripción quinquenal se aplique a los intereses compensatorios, que se adeudan como retribución de un capital, pero no a los intereses moratorios, que se deben como resarcimiento por el retraso en el pago de la deuda, que vendrán sujetos a la prescripción quincenal recogida en el artículo 1964 del CC.

Por consecuencia y en aplicación de la regla de que prescriben a los cinco años cualquier otro pago que deba hacerse por años o en plazos más breves; aquí entra el derecho a cobrar prestaciones periódicas pagaderas en plazos inferiores a un año. Este es el caso de los suministros efectuados por compañías de electricidad, agua, gas y también las facturas de telefonía y de telecomunicaciones que prescriben a los cinco años cuando el deudor es empresario, comerciante o emprendedor.

Discrepancias respecto al plazo de prescripción de obligaciones derivadas de ciertos servicios que pueden prescribir a los cinco o a los tres años según quien sea el sujeto pasivo

Con respecto a si la prescripción de ciertos suministros básicos se produce en el plazo de cinco o tres años, la jurisprudencia no acaba de ponerse de acuerdo. Algunos tribunales son partidarios de aplicar un plazo de cinco años, de acuerdo con el artículo 1966.

3 del Código Civil, según el cual prescriben en este tiempo las acciones para exigir los pagos “que deban hacerse por años o por plazos más breves”, ya que este sería el caso de los plazos mensuales o bimestrales con los que se factura el agua, la electricidad, el gas y las telefonías.

En cambio cierta jurisprudencia entiende que cuando el deudor no es empresario sino un ciudadano de a pie y mero consumidor, la prescripción de las facturas de suministros de telefonía o de agua, tiene un plazo de prescripción de tres años y no de cinco, puesto que por el transcurso de tres años prescribe la acción para exigir el pago del precio de las mercaderías vendidas por comerciantes a no comerciantes como ha establecido el artículo 1967.4 del Código Civil.

Con todo, la mayor parte de la jurisprudencia reciente está aplicando el precepto del apartado 4º del artículo 1967.4 CC, que dicta que las acciones para exigir a los particulares la obligación de abonar a los comerciantes el precio de los géneros vendidos prescriben en tres años.

De acuerdo a una sentencia del Tribunal Supremo de 2 de diciembre de 1996, el contrato de suministro es atípico pero afín al de compraventa, mientras que en sentencia de 13 de junio de 1989 estima que el contrato de energía eléctrica merece la calificación de compraventa.

Este periodo de prescripción es de tres años, según una sentencia de 17 de abril de 2007 de la Audiencia Provincial de Madrid, y se cuenta a partir de la fecha de la factura reclamada.

En cuanto al inicio del cómputo, la jurisprudencia se ha pronunciado que es la fecha de libramiento del recibo, siempre que se corresponda con el periodo facturado. A partir de ese momento, la compañía acreedora puede reclamar el pago.

Obligaciones que prescriben (o mejor dicho caducan) a los cuatro años

Se puede incluir en este apartado las acciones para exigir responsabilidad civil en los casos de divulgación de hechos relativos a la vida de una persona que afecten a su reputación o buen nombre en base a lo establecido en el artículo séptimo de la Ley Orgánica 1/1982, de 5 de mayo, de Protección Civil del Derecho al Honor, a la Intimidad Personal y Familiar y a la Propia Imagen. El artículo noveno de esta Ley Orgánica dicta que las acciones de protección frente a las intromisiones ilegítimas caducarán transcurridos cuatro años desde que el legitimado pudo ejercitarlas.

Obligaciones que prescriben a los tres años

Ciertos derechos de cobro tienen un plazo de prescripción de tan sólo tres años; son los pagos derivados de servicios profesionales o suministros que suelen hacerse efectivos en un corto plazo de tiempo. El Código prescribe que el tiempo para la prescripción de las acciones a que se refieren los casos que a continuación veremos se contará desde que dejaron de prestarse los respectivos servicios.

El artículo 1967 del CC en su regla 1ª dice literalmente: “Por el transcurso de tres años prescriben las acciones para el cumplimiento de las obligaciones siguientes: La de pagar a los Jueces, Abogados, Registradores, Notarios, Escribanos, peritos, agentes y curiales, sus honorarios y derechos, y los gastos y desembolsos que hubiesen realizado en el desempeño de sus cargos u oficios en los asuntos a que las obligaciones se refieran.”

El apartado 2 del artículo 1967 del CC manda que el plazo de prescripción sea de tres años para los pagos que se deben realizar a farmacéuticos por las medicinas que suministraron; también prescriben a los tres años la obligación de pagar a profesores y maestros sus honorarios por la enseñanza que dieron, o por el ejercicio de su profesión, arte u oficio. La jurisprudencia ha incluido en esta categoría a los profesionales liberales en general, entre los que se incluyen los médicos, arquitectos y aparejadores.

El apartado 3 del artículo 1967 del CC establece que el plazo de prescripción también es de tres años para pagar a los menestrales, criados y jornaleros el importe de sus servicios, y el de suministros y desembolsos que hubiesen hecho concernientes a los mismos.

Sin embargo la aplicación de esta norma está muy restringida, pues la materia que trata está actualmente sujeta a la regulación del derecho de laboral y al Estatuto de los Trabajadores.

Tampoco es aplicable esta regulación al contrato de obra con suministro de materiales, puesto que este negocio jurídico cae bajo la regulación del contrato de compraventa.

Con referencia a la primera parte de este apartado, la norma es aplicable a todos los créditos derivados del contrato de hospedaje (incluido el mini-bar de la habitación).

En relación a la prescripción de la acción para reclamar al moroso el precio de los artículos vendidos, el Código se refiere a ventas de productos destinados al consumo particular; no obstante la regla deja abierta la posibilidad a que el comprador de los artículos sea o no comerciante, pero siempre que no exista un ánimo de lucrarse con su reventa a terceros.

Así que las compras de bienes por parte de un particular a un comerciante siempre que sean compras destinadas a su consumo particular y no existe ánimo de lucrarse con la reventa.

Por ejemplo si un particular se compra unos muebles, la obligación ordinaria es de un pago único, con un plazo de prescripción de tres años.

You might be interested:  Indemnizacion por lucro cesante

Si pacta con el vendedor de mobiliario el abono de una señal y pagar el resto en varios plazos, aunque se realiza el pago mediante entregas periódicas y se pueda pensar que la prescripción es de cinco años; pero en realidad es una compra de un particular y eso significa que la deuda prescribe a los tres años, a partir del vencimiento de cada fracción del precio aplazado. Este criterio jurisprudencial está establecido por una sentencia de la Audiencia Provincial de Girona de 28 de mayo de 2008.

La prescripción de dos años para las acciones derivadas de los contratos de seguros

La duración de los contratos de seguros y la prescripción de las acciones que se derivan de los mismos vienen determinados por la Ley 50/1980, de 8 de octubre, de Contrato de Seguro.

Esta ley en su artículo 22 dice que la duración del contrato será determinada en la póliza, la cual no podrá fijar un plazo superior a diez años, salvo en los seguros de vida. Sin embargo, podrá establecer que se prorrogue una o más veces por un período no superior a un año cada vez.

Un punto muy importante en la práctica cuando el asegurado no quiera renovar el seguro es que las partes pueden oponerse a la prórroga del contrato mediante una notificación escrita a la otra parte, efectuada con un plazo de dos meses de anticipación a la conclusión del período del seguro en curso.

En cuanto a la prescripción, el artículo 23 establece que las acciones que se deriven del contrato de seguro prescribirán en el término de dos años, si se trata de seguro de daños y de cinco, si el seguro es de personas. Además el artículo 24 manda que solo será competente para el conocimiento de las acciones derivadas del contrato de seguro el Juez del domicilio del asegurado, siendo nulo cualquier pacto en contrario.

Obligaciones que prescriben al cabo de un año derivadas de la responsabilidad extracontractual

Según el artículo 1968 del CC prescriben por el transcurso de un año la acción para recobrar o retener la posesión.

Asimismo prescriben al cabo de un año las acciones para obtener las indemnizaciones por daños y perjuicios de responsabilidad civil extracontractual por injurias, calumnias y las derivadas de por las obligaciones derivadas de la culpa o negligencia. El plazo se cuenta desde que lo supo el agraviado.

Este tipo de acciones extracontractuales son las que se derivan por ejemplo de un accidente de tráfico, una caída en un establecimiento debido al mal estado del suelo, daños por agua del propietario de otra vivienda, o de una negligencia médica en un hospital.

Via | www.perebrachfield.com

6 Comentarios | Leído 32486 veces

¿Cuándo prescribe una factura impagada? | SumUp Facturas

Las facturas impagadas tienen fecha de prescripción, más allá – o al margen – del plazo que la ley prescribe a empresas y profesionales para pagarlas.

Son dos cuestiones distintas, sobre las que te informamos a continuación.

El plazo de prescripción de una factura impagada es de 5 años cuando se trata entre empresas o autónomos. Anteriormente, era de 15 años, pero se modificó en 2015 con la Ley 42/2015, de 5 de octubre.

  • Hay otro tipo de deudas, como las hipotecarias, que tienen un plazo de prescripción más amplio (20 años) y otras que tienen un plazo más restringido (4 años las deudas con la Administración).
  • Aquí nos centraremos entre las más comunes: las que tienen lugar entre empresas y profesionales.
  • Conviene saber (importante) que la prescripción de una factura impagada no significa que el cliente ya no deba pagarla, sino que el emisor (o acreedor) pierde el derecho a reclamarla.

Cómo reclamar una factura impagada

Una factura impagada se puede reclamar. Una vez hemos agotado la vía amistosa – sí, sobre esta vía conviene hacer hincapié en primer lugar – podemos iniciar un proceso monitorio.

El proceso monitorio es la forma más ágil y rápida para reclamarla. La otra opción, más engorrosa, sería recurrir de manera ordinaria a un juzgado.

Sobre en qué consiste un proceso monitorio y cómo iniciarlo, te recomendamos consultar nuestro artículo: Procedimiento monitorio por impago de facturas.

Plazo para reclamar una factura impagada

  1. El plazo para reclamar una factura impagada se corresponde con lo que dure su prescripción – 5 años – cuando el deudor es una empresa o profesional.
  2. Si el deudor es un particular el plazo se rebaja a 3 años y si es la Administración pública, a 4 años.

  3. Ten en cuenta que el plazo no empieza a correr desde que la factura se emite o vence formalmente (máximo 60 días entre empresas y profesionales).
  4. Las condiciones son las siguientes:
  • La deuda no debe haber sido reclamada formalmente.
  • El deudor no tiene que haber aceptado ni admitido la obligación de pagar la factura.

Recuperar el IVA de una factura impagada

Para recuperar el IVA de una factura impagada debes cumplir los siguientes requisitos:

  • El deudor debe ser un autónomo o empresa.
  • El IVA tiene que estar liquidado y registrado en tu contabilidad.
  • La factura debe llevar al menos 6 meses impagada.
  • Debes reclamar oficialmente el pago de la factura (a través de notario, por ejemplo).

Una vez cumplido estas condiciones, para recuperar el IVA has de seguir los siguientes pasos:

  • Emitir una factura rectificativa.
  • Reclamar judicialmente o por notario el impago.
  • Incluir la factura rectificativa en el modelo de IVA trimestral en que la has emitido.
  • Enviar copia a la Agencia Tributaria.

Más información: Recupera el IVA de una factura impagada.

Cómo cobrar una factura impagada

Si después de leer la información anterior, prefieres intentar cobrar la factura sin llegar a reclamarla por vía judicial o a través de un proceso monitorio, puedes optar por alguno de los siguientes métodos:

  • Acudir a una empresa de recobro.
  • Contratar un seguro de crédito.
  • Acudir a un notario para enviar un requerimiento notarial.

Las tres opciones suponen un gasto y nadie te garantiza que vayas a cobrar la factura.

Carta para reclamar una factura impagada

Para reclamar una factura impagada se puede empezar por envíar un recordatorio amistoso.

Si lo que se quiere es darle un tono más formal en tono de carta, debes tener en cuenta, a la hora de redactarla, los siguientes elementos:

  • Debes mencionar el número de factura, la fecha de emisión y el importe que se reclama.
  • Debes enviarla al cliente deudor detallando sus datos fiscales (nombre o razón social, etc.).
  • Debe ir fechada y con los datos del emisor (nombre y razón social, dirección, NIF).
  • Indicar una manera de contacto y la forma de pago idónea (transferencia bancaria, etc.).
  • Otros aspectos formales de una carta: saludo, exposición del motivo de la carta, despedida y firma (y sello, si se tiene).